Histórico: la OMS aprobó la vacuna contra la malaria

Muchísimos niños y niñas de África están a punto de recibir la vacuna contra la malaria, en un momento histórico en la lucha contra la terrible enfermedad. La malaria es una de las más terribles plagas que enfrenta la humanidad hace milenios, y sus principales víctimas suelen ser niños e infantes.

Lograr una vacuna, luego de un siglo de intentos, es uno de los más grandes logros de la historia de la medicina. Se probó la eficacia de la vacuna hace seis años, y desde ese momento se desarrollaron programas pilotos en Ghana, Kenya y Malawi. Ahora, la OMS explicó que la vacuna debería comenzar a aplicarse en todos los países subsaharianos, así como otras regiones donde la enfermedad es endémica.

La vacuna largamente esperada contra la malaria es un progreso para la ciencia, la salud infantil y el control de la malaria”. 

El doctor Tedros Adhanom Ghebreyesus, el director general de la OMS, calificó la situación como “un momento histórico“. “La vacuna largamente esperada contra la malaria es un progreso para la ciencia, la salud infantil y el control de la malaria” destacó el médico. Agregó: “Podría salvar decenas de miles de jóvenes vidas cada año”.

Si bien la enfermedad también tiene cierta extensión en el sur de Asia y partes de Oceanía, la gran mayoría de las muertes por malaria se producen en África. Además, se registraron algunos casos del terrible parasito en Centroamérica y el norte de América del Sur, pero nada en comparación a lo que ocurre en el continente africano.

La malaria es causada por un parásito que invade y destruye nuestros glóbulos rojos para reproducirse. Se contagia a través de picaduras de mosquitos. Las principales formas de combatir la enfermedad, hasta el momento, consistieron en drogas antiparasitarias y distintas formas de repelente de mosquitos e insecticidas. Pese a estos métodos, más de 260.000 niños murieron por esta enfermedad en el 2019. Ahora, gracias a la nueva vacuna, podrían salvarse cientas de miles de vidas al año.

Compartir en redes

Comentar