Mujeres 5.0: quiénes son las swofty, deseadas y admiradas más allá de la edad

Por Daniela Rago*

La escritora y defensora de los derechos de las mujeres Margaret Schuler define el empoderamiento de la siguiente manera: “El proceso por medio del cual las mujeres incrementan su capacidad de organizar sus propias vidas y su entorno, una evolución en la concientización de las mujeres sobre sí mismas, en su estatus y eficacia en las interacciones sociales”.

Existen muchos ejemplos de mujeres que superan los cincuenta años y se sienten empoderadas, una nueva tendencia mundial que rompe estereotipos. Demi Moore, Sharon Stone, Jennifer López, Julia Roberts, Cindy Crawford y Michelle Obama son algunos ejemplos claros de mujeres maduras que no dejan de ser activas, divinas y trabajadoras.

Como ellas hay muchas, ya que ahora las mujeres no dejan que la edad sea un impedimento ni un número, sino un estilo de vida, una forma de ser. Pero no necesitamos irnos tan lejos, acá en la Argentina tenemos muchísimos ejemplos de Mujeres 5.0 ya sean conocidas o no, famosas o no tanto, en la televisión o en una escuelita rural del norte o sur de nuestro país.

Son y se sienten más energéticas, con una inquietud intelectual y un sentimiento de empoderamiento que las hace fuertes e indestructibles ya que nada las detiene tan fácilmente. Son menos propensas a ser manipuladas y vulnerables, saben lo que prefieren a la hora de tomar decisiones, y hasta en las relaciones sexuales.

Existen muchos ejemplos de mujeres que superan los cincuenta años y se sienten empoderadas. En la Argentina tenemos muchísimos ejemplos de Mujeres 5.0.

Quizás, a esta altura se pregunten qué sucede con las mujeres de cincuenta que continúan solteras o sin pareja estable. Antes que nada, aclaremos que solteras no quiere decir solas, ni desesperadas, ni tristes ni nada de lo que antes se pensaba.

Hay un movimiento nacido en los Estados Unidos llamado SWOFTY, cuyas siglas significan Single Women Over Fifty, traducido como Mujeres Solteras Mayores de cincuenta. Tiene en cuenta a las mujeres que son viudas, solteras y divorciadas pero que no por eso se dejan caer.

De hecho, apuestan por la liberación femenina, son sexualmente activas, cuidan de su aspecto personal, alimentan sus inquietudes y son muy activas en su vida diaria. Son mujeres orgullosas de haber celebrado sus cincuenta años en todo su esplendor y salen a la calle pisando fuerte, con mucha seguridad.

Como decíamos, con las nuevas cincuentañeras hay un cambio de paradigma porque definitivamente no son las femme fatal de antes. Una mujer fatal (traducción de la palabra original francesa femme fatale) es un personaje que usa la sexualidad para atrapar al desventurado hombre para manipularlo a su gusto y se la suele representar como sexualmente insaciable. En nuestros días ya no hay mujer fatal, ni siquiera en el cine, porque el estilo de mujer ha cambiado con la época. 

Volviendo a las swofties, son muchas las celebridades que pueden formar parte de este selecto club de solteras, maduras y sensuales féminas, +5.0: Madonna, Sharon Stone, Jennifer Aniston, Susan Sarandon o Kim Bassinger son sólo algunas de ellas. Por ejemplo: Sharon Stone festejó su medio siglo posando en top-less para la revista Paris Match

Sharon Stone

Sharon Stone

Otras fueron las pioneras: Cher, Jane Fonda, Isabella Rosellini. Ellas ya superan los sesenta y tantos años pero vivieron la década anterior como auténticas swofties antes de que la prensa internacional inventase el término. Salieron en búsqueda de nuevos proyectos, al igual que las swofties de hoy. Cuidan de su alimentación, persiguen nuevas carreras, encaran nuevos estudios o inician un negocio propio y diferente.

Como ven, se está rompiendo con los estereotipos y gracias a estas mujeres que dieron los primeros pasos, muchas jóvenes siguen su ejemplo de perseverancia, actitud y una clara visión de lo que se quiere.

Sin embargo, ser mayor de cincuenta años y soltera no son las condiciones exclusivas para ser Swofty. Estas mujeres tienen unas estrictas reglas para estar en el club: vestirse para gustarse a sí mismas, luchar por preservar su identidad y anteponer su personalidad ante todo. Los secretos que comparten son:

  1. Una alimentación muy sana y balanceada, pero sin sacrificios. 
  2. Una rutina diaria de ejercicio, aunque sea caminar 30 minutos diarios. Nada de trastornarse en los gimnasios.
  1. Hidratación continua: el agua ayuda a mantener la piel joven, entre otras cosas.
  2. Evitar en lo posible el cigarrillo y el alcohol.
  3. Sus rutinas de belleza se basan en mantener el cutis limpio e hidratado.
  4. Y lo más importante: ¡una súper actitud! La edad es irrelevante cuando la actitud es la adecuada.

Yo les agregaría que a la buena actitud siempre la decoren con una sonrisa. La sonrisa enamora, atrae, seduce, no hay nadie más empático que alguien que se acerca con una sonrisa en los labios. Abre puertas, relaciones, desata nudos, conflictos, errores.

Y si están mal, con mayor razón les sugiero una sonrisa, y si a alguna o a muchas de ustedes las dejó su pareja por otra y esa otra es más joven, ¡que las vean sonreír! Eso lo desarticulará totalmente. Pueden hacer el duelo internamente y en etapas, pero les aseguro que ¡una buena sonrisa las llevará más rápido a donde quieran llegar!

Mujeres swofty

Por otro lado están aquellas mujeres que tienen una pareja estable, hijos y hasta nietos. Sin embargo, hoy ya no se dedican únicamente a su familia como ha sucedido en generaciones anteriores. Los tiempos han cambiado mucho y el rol de la mujer también. Son momentos muy propicios para lograr nuestras metas, sueños y deseos. Podemos enfrentarnos a nuestros miedos, dificultades, obstáculos, pero desde otro lugar, desde un lugar de sabiduría y confianza plena que nos da la fuerza necesaria para derribar cada uno de ellos.

Y es así como llegamos, poco a poco, a explicar el concepto de Mujeres 5.0: “Nunca se olviden que la mejor edad de una mujer es cuando deja de cumplir años y comienza a cumplir sueños”.

*Licenciada en Psicopedagogía, técnica en Relaciones Públicas y Eventos. Conductora y productora general de Esplendi-2. Creadora de Mujeres 5.0.

Compartir en redes

Comentar