Condenaron a Etchevehere por “falsa declaración cambiaria” y deberá pagar medio millón de dólares

Por Facundo Mesquida

El expresidente de la Sociedad Rural Argentina (SRA) y exministro de Agroindustria Luis Miguel Etchevehere fue condenado por la Cámara Federal de Apelaciones de Paraná por “los delitos de falsa declaración cambiaria e incumplimiento de la finalidad específica de los préstamos en moneda extranjera”. Deberá pagar una multa de medio millón de dólares.

La ratificación de la condena cae también sobre las espaldas de los hermanos y madre del ex ministro; Arturo Sebastián, Juan Diego y Leonor María Magdalena Barbero Marcial respectivamente, dado que forman parte accionaria de Las Margaritas SA.

De esta manera la Justicia le dio la razón a la Dolores Etchevehere, quien había realizado la denuncia contra su madre y sus hermanos ante el Banco Central de la República Argentina (BCRA), dado que ella también forma parte de Las Margaritas S.A.

El conflicto

Según la denuncia efectuada en 2014 por Dolores Etchevehere, Las Margaritas S.A. había solicitado créditos al Banco Itaú en 2011 por un valor aproximado a 500.000 dólares (dos por 200.000 dólares y otro por 50.000 dólares), pero el dinero no se habría utilizado en el establecimiento ni en la producción agropecuaria.

El fallo de la Justicia entrerriana confirma esa teoría. Señala que la inspección del BCRA concluyó que “la empresa Las Margaritas S.A. les dio a los fondos obtenidos a través de una línea de crédito de financiaciones para productores un destino distinto del que manifestó al momento de solicitar el crédito“.

Por este motivo, los acusados violaron el contrato firmado con el Banco Itaú y, por ende, las normativas del Banco Central.

Además, la propia presidenta de Las Margaritas S.A. y madre del exministro, Leonor Barbero Marcial, reconoció este punto al señalar que no pudo aplicarse el préstamo al destino previsto originalmente por “inclemencias climáticas” que lo imposibilitaron.

Leonor Barbero Marcial, madre del exministro y presidenta de Las Margaritas S.A., afirmó que no pudo aplicarse el préstamo al destino previsto originalmente por “inclemencias climáticas”.

Por esta razón, el directorio de la empresa habría resuelto ofrecerlo a los accionistas, con la condición de su próxima devolución en el corto plazo, para luego sí darle el destino original al préstamo.

El abogado defensor de los acusados alegó que “se trató de una operación con valor referencial dólar, pero que nunca implicó ni la entrega por parte del banco ni la devolución del tomador en moneda dólar físico, atento a que se habrían recibido $1.066.000, equivalentes a U$S 250.000 de aquel entonces con un tipo de cambio vendedor de $4,60 por dólar y pagado en cuotas anuales por capital e intereses también en pesos”.

Sin embargo, en cuanto al monto de la sanción, el fallo es firme y cita a la Ley 19.359, la cual dicta en su artículo 2 que este tipo de delitos pueden recibir “una multa de hasta diez veces el monto de la operación en infracción, por la primera vez”.

La multa determinada por la Justicia es bastante light: el monto podría haber sido de hasta 5 millones de dólares.

En pocas palabras, la multa determinada por la Justicia es bastante light, si se tiene en cuenta que el monto podría haber sido de hasta 5 millones de dólares.

Las manchas del tigre

No es la primera vez que un conflicto de este tipo le explota en las manos al entrerriano Luis Miguel Etchevehere. Sin ir muy lejos, nos encontramos con el controversial y conflictivo “bono” que recibió en 2017 por parte de la Sociedad Rural Argentina (SRA) bajo el concepto de “liquidación final”, que fue interpretado por otros como una “coima”.

Hasta octubre de 2017 Etchevehere era el presidente de la SRA y no sólo manifestaba abiertamente su adhesión a las políticas del entonces presidente de la Nación Argentina, Mauricio Macri; sino que además algunos rumores lo ubicaban dentro del gobierno.

Los rumores ganaron fuerza y tras la destitución del radical Ricardo Buryaile, hasta ese entonces ministro de Agroindustria –quien se negó a despedir trabajadores del INTA, Senasa y de la propia cartera–, Etchevehere fue confirmado en su reemplazo.

Curiosamente, la Comisión Directiva de la SRA se enteró de esta decisión gubernamental y antes que el dirigente rural asuma su función pública, le transfirió al entrerriano $500.000 como “liquidación final” por su labor.

Esa maniobra polémica generó muchos conflictos dentro de la Sociedad Rural Argentina, pero también fuera de ella, por lo cual el abogado Leonardo Martínez Herrero denunció a Luis Etchevehere por “posibles delitos de dádivas, negocios incompatibles con la función en el Estado y administración fraudulenta”.

Parte de los argumentos expuestos por Martínez Herrero eran sumamente lógicos, dado que el propio estatuto de la Sociedad Rural Argentina dicta que “los cargos son no rentados”.

Rápidamente el oficialismo de Cambiemos declaró que no había ninguna acción ilícita en ese depósito, y hasta la Oficina Anticorrupción (conducida por la exdiputada del PRO Laura Alonso) dijo que “no había incompatibilidad”.

Luis Miguel Etchevehere quiso despejar las dudas y finalmente devolvió el dinero, pero lo hizo cuatro meses después de haberlo recibido.

fallo Etchevehere by Martín Mazzini on Scribd

Compartir en redes

Comentar