Soledad Acuña en Radio Con Vos: “Seguimos una orden judicial que nos da autonomía”

Cualquier docente que volvió a la presencialidad este año puede dar cuenta de que cada día vale la pena. Este conteto ha repercutido en su forma de vincularse, en su esado emocional. Cualquiera que vaya a la escuela lo puede ver. Una vez que tuvimos la indicación de que podíamos avanzar, decidimos hacerlo“, dijo la ministra de Educación porteña, Soledad Acuña.

Consultada en Radio Con Vos por la sensibilidad del contexto sanitario, aseguró: “No somos ni necios ni ciegos a esos datos, lo hablamos todos los días, vamos mirando todas las variables y la edades de las personas que se contaigan. Está previsto, pero hay otras decisiones que se pueden tomar antes”.

“Nosotros hemos tenido desde el año pasado una postura muy clara. No se puede generar una contraposición tan dura entre o la salud o la educación. La salud es integral. Está probado por los especialistas que se dispararon los casos de chicos con trastornos de sueño y alimentación, por ejemplo. No se puede tomar decisiones contraponiendo la vida a lo demás. Hay que ir generando un equilibrio difícil entre todas esas variables”, continuó en conversación con Ernesto Tenembaum.

No se puede generar una contraposición tan dura entre o la salud o la educación. La salud es integral” (Soledad Acuña)

Un primer día cargado de incertidumbre

Dada la poca anticipación de este revés en la presencialidad, Acuña afirmó que “hoy es entendible que haya escuelas que no pudieron abrir, pero aquellas que sí pudieron, abrieron sus puertas, y eso para los chicos es importante. Aquellas que no pudieron, siguen virtual y todo se normalizará a partir de mañana. Hoy tenemos una situación dispar, lógica y entendible por lo tarde que se supo la noticia”.

Sobre la posibilidad de tener que dar marcha atrás, sostuvo: “Miramos el escenario internacional y sabemos que, si esto se agrava, podemos tener que tomar otras medidas. Pero venimos planificando en función a la evidencia, y creemos que la presencialidad es necesaria en la educación. Las escuelas no son lugares de contagios”.

El presupuesto en la Ciudad en términos porcentuales bajó en los últimos años porque se sumaron actividades, pero en términos nominales no disminuyó”, aseguró Acuña.

“Pensamos distintos escenarios y estrategias pedagógicas para recuperar el aprendizaje perdido”, insistió la ministra. “Venimos trabajando en esta línea de analisis con un consenso que ya estaba establecido entre oficialismo, oposición, docentes y familias, y que planteaba que la escuelas eran lo último que se iba a cerrar. No es que uno va cambiando de decisión todos los días”.

La Ciudad en la mira por el presupuesto para educación

A raíz de los cuestionamientos hacia el presupuesto destinado para la educación, Acuña desmintió las acusaciones. “Todo lo que tiene que ver con la presencialidad ha tenido un aumento considerable de presupuesto. Por ejemplo, todos los insumos que tenían las escuelas fueron reemplazados, se han ampliado la cantidad de auxiliares de portería. El gasto para la excepcionalidad del contexto actual es superior a los 2 mil millones de pesos“, detalló en ¿Y ahora, quién podrá ayudarnos?

El presupuesto en la Ciudad en términos porcentuales bajó en los últimos años porque se sumaron actividades, pero en términos nominales no disminuyó. De hecho, este año es el que más aumentó de todas las carteras, a pesar del recorte en la coparticipación”, concluyó.

Compartir en redes

Comentar